Mi historia

He decidido que voy a contar mi historia.¡ No de una vez, tranquilos! Iré por capítulos, como las novelas. Pero creo que os puede resultar útil e interesante. Quiero que veáis que mi camino no ha sido siempre de rosas. A veces hubo -hay y habrá- espinas, pero son siempre de las que, aunque pinchen, se olvidan enseguida cuando las rosas vuelven. Y por ahora siempre. siempre, siempre han vuelto. Como he dicho muchas veces, mi vida está fundamentada en la alegría: eso no quiere decir ¡¡ni por asomo!! que siempre me sienta alegre. No es lo mismo tener alegría que dar alegría; como casi siempre, es mucho mejor dar que tener. Y encima lo divertido es que cuanta más alegría das, más acabas teniendo.

Pero bueno, que no quiero destriparos la cosa.

En fin, de verdad que deseo de todo corazón que os sirva y os anime, porque esa es mi única intención.